martes, 16 de marzo de 2010

Syphon Filter (1999)

Amenaza vírica sobre Washington D.C.



Con un argumento típico de película de acción de principios de los 90' (ay... esos tiempos en que Steven Seagal, Chuck Norris y Dolph Lundgren nos divertían con sus mamporros a terroristas), pero de las buenas, 989 Studio nos llevaba a un ataque terrorista en la mismísima capital norteamericana. Liderados por un típico terorrista de Kazahstan que pretende conseguir el arma biológica más letal: el Syphon Filter.


La historia empieza con la asignación de la misión de reconocimiento por parte de nuestro superior. Nuestro personaje (Gabriel Logan) podrá desde apuntar automáticamente a sus objetivos, a desplazarse colgando de cañerías, saltar, y rodar por el suelo para esquivar las balas enemigas. Contaremos con la inestimable ayuda de Lian Xing, nuestra compañera de radio, que nos irá indicando la situación de los objetivos de la misión, y su localización.


El argumento del juego está muy buen cuidado y con diversos giros de guión, lo que le convierte en uno de los juegos de espionaje/acción con un argumento sólido y sin lagunas. Las localizaciones del juego son de lo más variados (desde las calles y el metro de Washington D.C., hasta las instalaciones subterráneas de Kazahstan, pasando por una catedral convertida en laboratorio científico de armas quimicobiológicas).

Armas y equipo

Syphon Filter tiene a disposición del jugador una gran gama de armas con las que llevar a cabo la misión. Eso sí, dependiendo de qué misión, las armas variarán, y además, al acabar una misión, en la siguiente se nos cambiará el equipo (a excepción de niveles directamente relacionados). Las armas con las que se inicia el juego destacan para la infiltración y el sigilo: la pistola 9mm con silenciador y el rifle de francotirador. También contamos con un arma de lo más útil: el táser, una pistola que lanza un connector que se pega al cuerpo del objetivo, y le regala 400000 voltios. Aparte de matarlos, es posible prenderles fuego si mantenemos el suficiente tiempo el táser descargando (con espasmos incluidos). Además, las armas de los enemigos y aliados abatidos podrán ser recogidas, por lo que la munición no escasea. El catálogo de armas es lo bastante extenso y variado para satisfacer cualquier amante de las películas de acción: desde el típico rifle de asalto M-16 estándar del ejército de los Estados Unidos, hasta lanzagranadas, pasando por pistolas, granadas, metralletas y escopetas de combate.


Banda sonora y FX

Como casi todos los juegos relacionados con el espionaje, la banda sonora es un elemento muy a tener en cuenta (sino echadle un vistazo a la banda sonora de Metal Gear Solid), pues transmiten perfectamente la acción, el sigilo, la tensión del momento al jugador, siendo un elemento que encaja perfectamente en el argumento del juego y su desarrollo. En cuanto a los efectos de sonido, cada arma tiene su sonido de disparo (aunque el sonido de carga es el mismo para todos menos la escopeta). Hablando del doblaje, aquí es donde a veces falla un poco. Aparte de la sobreactuación de los dobladores, no se adapta la voz a la acción que está sucediendo, cosa que, al menos a mí, me ha regalado divertidos momentos.

Bugs y otros



aunque no sean muy numerosos, los bugs y otros errores gráficos aparecen en éste y otros juegos de PSX. La mayoría son fallos de texturas y de dientes de sierra en paredes y bordes, aunque a veces pasan cosas como estas:





Conclusiones finales

Syphon Filter es uno de esos juegos que apaecieron a la sombra de Metal Gear Solid, pero que, inesperadamente, consiguieron un buen numero de ventas, gracias en buena parte a la calidad general del juego (que es bastante alta). Con su cuidado argumento, sus giros de guión, la variedad de situaciones, misiones, enemigos, armamento y localizaiones hacen de Syphon Filter uno de los mejores juegos para la gris de Sony. Hasta la siguiente misión!








No hay comentarios:

Publicar un comentario